Welcome

Sancet: «Marcelino me exige y me gusta, quiero que lo haga»

Sufrió ante el Celta una lesión en el compartimento interno de la rodilla derecha tras un traumatismo interno en Vigo. ¿Cómo está?

En el partido del Celta sufrí un golpe en la rodilla derecha, se me inflamó un poco el ligamento, me salió un edema, pero nada, un pequeño golpe que espero que en unos pocos días se recupere y puede volver a la normalidad.

¿Para medirse ante el Mallorca en San Mamés estará listo?

Vamos a ir viendo cómo va el golpe, cómo va respondiendo mi rodilla y espero que sí, que todo vaya bien y pueda incorporarme lo antes posible.

Una pena tener que abandonar la concentración de la selección Sub-21 con lo que cuesta alcanzar esta meta…

Sí, claro, iba con ilusión de poder jugar dos partidos clasificatorios para la Eurocopa, pero lo primero es estar bien, estar a tope. El médico de la Selección ya me dijo que era mejor recuperarme aquí en Bilbao y así lo hicimos.

¿Se ve en la Eurocopa Sub-21?

Es el objetivo que tenemos, ojalá pueda jugar el Europeo y trabajaré en mi club todo lo posible para volver a la Selección.

Ha acabado por convencer a Luis de la Fuente.

Conozco a Luis hace mucho tiempo y muchas veces me ha transmitido su confianza, es muy buen tío, tengo muy buena relación con él y espero que pueda convocarme otra vez y me pueda ganar el puesto en la sub-21

Además, Agirrezabala, Vencedor, Nico Williams con La Rojita, ¿nada mal para la cantera de Lezama?

Sí, siempre se ha hablado de que el Athletic tiene una de las canteras a nivel de España espectacular y aquí lo demuestra con cuatro jugadores a la Sub-21, que no es fácil, que esta cantera funciona.

Y en la Sub-19, Nico Serrano y el portero Padilla.

Exactamente, una muestra más de lo grande de esta cantera de Lezama.

¿Se acuerda de su lesión en Tanos ante la Gimnástica de ligamento cruzado que evitó que despegara antes rumbo a la Primera División ya que Berizzo contaba con usted?

Por supuesto que me acuerdo. Fue una lesión grave, la recuperé bien, con buenas sensaciones y eso está más que olvidado. Volví a jugar en menos de siete meses, pero claro, una lesión así te retrasa. Todo lo que has hecho hasta el momento cambia y no es fácil. Sí es verdad que me costó un poco por el tema físico, pero había que seguir adelante.

Gaizka Garitano le dio la alternativa.

Sí, subí al primer equipo con él.

¿Qué diferencias ve entre lo que le pedía Garitano y lo que le reclama ahora Marcelino?

Al final es un poco parecido. Gaizka jugaba un 4-2-3-1, Marcelino un 4-4-2, pero al final eres un punta que se descuelga hacia abajo, un mediapunta y por mucho que el sistema sea diferente lo que te piden los entrenadores es rendir.

Marcelino García Toral le mete mucha caña porque intuye muchas posibilidades en Sancet.

Como debe ser, exigir a los jugadores. A mí me gusta, si te exigen es porque creen que lo puedes dar, con lo cual a mí me motiva, me gusta y quiero que lo siga haciendo.

¿Nota la presión que provoca las expectativas que aglutina desde que en categorías inferiores ya brillara?

La presión se la pone uno mismo, la presión que te pone la gente no tienes que hacer caso, Tú sabes lo que puedes dar, sabes lo que eres, cómo eres tú futbolísticamente. la presión te la tienes que poner tú mismo y no hacer caso a los demás.

 

Yo me pongo la presión que creo que me tengo que poner, me exijo lo que creo que puedo dar y si veo que puedo dar más me lo autoexigiré.

En sus vacaciones en Ibiza y en Pamplona se ha puesto las pilas con entrenamientos personalizados para robustecerse muscularmente.

Sí, sí, por supuesto. El verano había que aprovecharlo para entrenar, para llegar en forma a la pretemporada, y dar un motivo al entrenador para que te quiera en el equipo.

¿Actuar como segundo delantero, aunque se descuelgue, cuesta adaptarse?

Al principio claro que costaba, era un puesto nuevo para mí y al principio cuesta, pero poco a poco me voy encontrando mejor, me encuentro más cómodo y con ganas de seguir jugando en el puesto que me ponga el entrenador.

¿Le gustaría que Marcelino le propusiese actuar más atrás, como mediocentro ofensivo?

Bueno, ha llegado un punto que lo que quieres es jugar, da igual dónde. Si el entrenador te coloca en cualquier posición tienes que hacerlo bien y ya está. Si me atrasa y me pone de medio lo intentaré hacer igual de bien.

Un buen ejemplo puede ser el polivalente Marcos Llorente…

Exactamente, cuantas más posiciones puedas jugar es mejor, más opciones para ser titular en el equipo.

Con Iñaki Williams le une una gran amistad fuera del campo y dentro se entienden. De hecho, le ensalza en cuanto le preguntan por Sancet calificándolo de gran pasador.

Con Iñaki es una persona con el que tengo mucho feeling, nos llevamos muy bien tanto dentro como fuera del campo y eso se traslada al juego. Con él me siento cómodo.

¿Qué supone apartar de la titularidad a todo un Raúl García con todo lo que representa en estos tres primeros partidos de Liga?

Bueno, no supone nada, al final somos compañeros de equipo, todo el mundo quiere jugar. Tengo una buena relación con él, me ayuda, yo le ayudo, lo importante es el bien para el equipo.

Lo que más ha mejorado Sancet esta campaña es el choque, en cuerpear con los contrarios y salir airoso.

Sí, puede ser. Te das cuenta de que el fútbol profesional es duro, hay choques y tienes que ganar los duelos, es lo más importante. Cogiendo madurez en Primera División vas mejorando en esos duelos físicos.

¿El gol es su asignatura pendiente en Primera División cuando en inferiores los marcaba con regularidad?

Sí, es algo que tengo en mente. Intento entrenarlo para estar mejor de cara a puerta y poder meter goles.

¿La portería se hace más pequeña en la élite?

Hombre, las categorías de dividen también por eso, si fuese igual de fácil marcar en unas que en otras no habría categorías. En Primera es verdad que es más difícil, los porteros tienen más nivel, los defensas van a llegar antes y por tanto sí que se nota.

A sus 20 años, a nivel personal, ¿cuál puede ser su techo?

Sinceramente no me pongo techo, trabajo cada día para mejorar y estar lo mejor posible y ponerte un techo sería un error. No se sabe nunca cuál es tu techo y en eso estoy, trabajado para llegar a lo máximo posible.

A nivel coral, dos victorias y un empate en el arranque de Liga. La cosa rueda por el momento.

Hemos empezado muy bien, los resultados y por cómo compite el equipo. Estamos en una dinámica muy buena y hay que seguir así. Con esta mentalidad y autoexigiéndonos podemos hacer cosas grandes.

Quizás lo más difícil es motivarse como ante el Barça con otros rivales menores…

Ese es el objetivo, jugar cada partido al máximo nivel, no porque sea el Barça jugar mejor.

¿Que entre un 30% de aforo de socios en San Mamés va motivando más?

Sí, se agradece, es una motivación extra jugar ante tu gente, y a ver si pronto tenemos el aforo completo.

Su generación del 2000 del Athletic promete con los Artola, Cabo, Imanol García de Albéniz, Álvaro Núñez o Urain que apuntan también a Primera División.

Por supuesto que pueden subir. Es una generación con futbolistas magníficos, de mucho nivel, he jugado con ellos y lo sé y en cualquier momento pueden dar el salto y vernos de nuevo como compañeros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *